MADERA DE HAYA VAPORIZADA

madera de haya vaporizada

MADERA DE HAYA VAPORIZADA

 

Procedencia

La madera de haya vaporizada, al igual que la madera de haya natural, se obtiene al cortar la especie haya común (Fagus Sylvatica), un árbol caducifolio, con un tronco largo y recto muy amplio para obtener tablones y vigas de madera. En MAJOFESA ofrecemos madera de haya vaporizada en canto vivo, cepillada y sin cepillar. Los árboles de haya viven en países del centro y sur de Europa, el sur de Escandinavia y Reino Unido, y algunas especies dispersas en el norte de España.

 

Color

La madera de haya vaporizada es una madera semidura, pero de tonalidades más uniformes como el color rosado pálido o marrón claro.

 

Textura

La madera de haya vaporizada tiene un grano fino y cerrado, apenas perceptible ni siquiera con una lupa. El resultado de su superficie cuando se lija es muy suave, por eso se utiliza para construcciones más finas y elegantes. Su fibra es recta y no presenta nudos ni otros defectos.

 

Durabilidad

El haya es sensible a la intemperie y también y a algunos insectos como hongos, larvas y termitas, por eso hay que tener cuidado con la situación de los muebles u objetos elaborados con este material.

 

Características

La madera de haya se vaporiza durante al menos 90 horas para eliminar las tensiones que se han producido debido a su crecimiento. En este proceso, la albura blanquecina va adquiriendo un color rojizo que se extiende hasta el duramen; este es el color del corazón del árbol, que sin pasar por este tratamiento de fijación, solamente duraría unos 4 años.

 

Usos

Las piezas de madera de haya vaporizada pueden tener diferentes usos, aunque los más comunes son la carpintería interior, mobiliario y ebanistería, mangos de herramientas, juguetes.

Valorar